¿Cómo será la pantalla del Kindle 5?

Hace unos días comentaba en este post el lanzamiento del Nook con pantalla iluminada. Pues no han pasado ni dos semanas desde que lleva a la venta y ya ha aparecido el primer problema, y bastante serio: la fragilidad de la lámina superior que refleja la luz.

Como leemos en Gizmodo, donde hay además más fotos, la lámina se rompió dejando caer por accidente un mando a distancia desde una altura de unos 15cm.

El golpe, que no ha sido suficiente fuerte para dañar la pantalla de tinta electrónica, sí que ha estropeado la lámina, con lo que en el lugar del golpe, como vemos en la foto de la izquierda, al encender la luz, aparece ese punto blanco, que molesta bastante al leer. Con la iluminación desactivada, según nos cuentan en el artículo, la pantalla se ve perfectamente.

A mí el Kindle no se me ha caído nunca y por ahora no le he dado tampoco ningún golpe, crucemos los dedos. Sí sé de un compañero de trabajo que llegó un día a la oficina con la pantalla rota, más o menos como en la foto de la derecha. Según él, el golpe con la puerta del metro no fue muy fuerte.

Que no se asuste nadie, no digo que las pantallas de tinta electrónica sean super frágiles, como tampoco son las de los móviles, únicamente que no son amigas de los golpes porque por lo general están hechas de cristal.

Ahora dudo si sería mejor el Kindle 5 con la pantalla iluminada o con la nueva flexible de LG a prueba golpes. Aquí dejo el vídeo del modelo Wexler Flex One, que parece ser el primero en montar esta pantalla. Lo dicho, a prueba de rusos…

Puedes seguirme en Ríos de tinta electrónica.

Anuncios