Manualidades: crea tu funda para ereader (Blacklist)

Pues si ya teníamos la funda hecha por Greyvin y otra hecha por Artemisa, ahora Blacklist nos trae ésta bastante asequible y barata para todo tipo de presupuestos. Gracias por vuestras aportaciones.
Blacklist:

Bueno, mientras sigo buscando una funda a mi gusto (buena-bonita-barata), y después de ver usar el taladro a Artemisa sobre una linda agenda, he cogido el toro por los cuernos y me hice una (ojo, no acto para sibaritas, esto es para mileuristas…).

Todo el material lo tenía por casa y casi todo es reciclado. He utilizado, una regla, una grapadora de papeles, aguja e hilo, pegamento Supergen, cutter y tijeras, un portafilios imitación piel que tenía por ahí muerto de risa, cuero cortado de una cazadora vieja. También usé una goma de color negro de mercería de 1 cm de ancho, una goma de 3 cm de ancho sacado de un cinto que usaba yo en mi juventud cuanto estaba hecho un figurín. Para sujetar el kindle a la funda usé tiras de velcro pegadas tanto a la tapa como al propio kindle con cinta de doble cara.

Nunca había hecho nada parecido por lo que además de todo lo anterior necesité añadirle ganas y paciencia. La funda acabada pesa 123 gramos.

Vamos al chollo:

Corté el portafolio. Marqué 43 cm de largo por 15 cm de ancho para que al cortar las tapas de cartón me quedara material (piel) para solapar por los bordes. El tamaño definitivo de la funda totalmente extendida es de 39x13cm.

Corté los bordes internos de las tapas para que se pudieran cerrar perfectamente con el kindle dentro (aunque en la foto marqué 2 cm al final quedaron en unos 3 cms).

El siguiente paso es pegar la piel que sobresale de las tapas quedando todos sus bordes cubiertos por ella.

Ahora cubro las tapas con cuero. Aquí lo hago un poco complicado, ya que lo más fácil es hacerlo directamente sobre ellas, pero decidí cortar dos cartones finos (menos de 1mm de grosor) del mismo tamaño que las tapas (18x13cm) y ahí pego la piel con el pegamento (así le doy un poco más de consistencia y grosor a la funda) . En la tapa donde va enganchado el kindle cosí velcro y añadí un cordel para utilizar la funda como atril. En la tapa contraria cosí una goma para sujetar la funda con la mano y otra cerca del borde exterior para mantenerla cerrada y proteger al kindle cuando no se usa. Se me olvidaba, antes de colocar las tapas de cuero pegué en el centro un trozo de tela de color negro (la que arranqué del portafolio).

En esta foto sólo se ven la tela que cortaré para pegar en el centro y la tapa de cuero con el velcro ya cosido.

Aquí ya se ve (mierddd..que mal salió la foto) la funda con las tapas de cuero ya pegadas. El cordel que se ve aún si rematar se enganchará en la goma que cierra la funda y así la podré utilizar como atril (cuando no se usa queda oculto detrás del kindle).

Aquí se ve la funda por su lado posterior con la goma que permite que no se abra. En la siguiente se puede ver en posición de atril.

Anuncios