Nuevos problemas con el Kindle: aparecen pantallas rotas y carcasadas rajadas.

Adivina, adivinanza…

¿Qué pasa cuando un vendedor se queda sin stock de un producto? … Pide que le traigan más. ¿Y si ese producto se queda sin stock y la demanda es muy muy grande y no se esta pudiendo ganar dinero por no disponer de dicho producto? Que el vendedor seguramente haga mucha presión a los fabricantes por obtener muchos de esos productos en poco tiempo para así poder venderlos antes de que desaparezca el boom febril de los compradores.

¿Y si le ponemos nombre a ese vendedor y a ese producto?… Amazon y Kindle 3 respectivamente.

Últimamente ha habido muchas quejas de usuarios que han visto como en sus tan ansiados y por fin recibidos Kindles, aparecían ciertos desperfectos. Entre ellos pantallas y carcasas que se rompen. Y no creo que me equivoque al decir que seguramente esos desperfectos, que en otros momentos no hubiesen aparecido, ahora ocurren por la urgente necesidad que ha tenido Amazon de reponer su stock para satisfacer la demanda de su eReader.

Seguramente la empresa fabricante lo ha manufacturado a destajo… ¿y que pasa cuando algo se fabrica sin descanso? Aparecen los problemas. Y es que  seguramente no todos los nuevos modelos Kindle habran pasado los habituales controles de calidad llegando así al consumidor dispositivos con dichos desperfectos o inclusos con problemas internos.

Aquí un ejemplo de una foto que he podido encontrar en un foro:


Anuncios